viernes, abril 16, 2010

Juventud




Lo sé.
Primero llegaron ellas, luego ellos y luego ambos revueltos.
No paro de hablar del impulso motivador, del papel tan importante que tiene el sexo en la moda.


Por favor, Tom Ford vuelve en invierno.
El texano que ve logos en vello púbico y colinas con formas sinuosas de genital.
Una especie de Dalí a la americana, en traje y con musas de otro calado al de Gala y otra creatividad y otro ingenio.
El que inventó el porno chic, el lesbian chic, los carpetazos en látex y los latigos y las fustas entre los muslos.
El mismo de la colonia que huele a sudor y a sexo, a sábanas empapadas, a champagne, a cristales rotas y a labios rojos.


Aún así, bajo el epítome de "la moda no trata de la belleza interior" y desterrando el axioma de "la elegancia es un privilegio de la edad" uno acaba preguntándose si no sería cierto aquello que le dijeron a Dorian Gray sobre poseer lo único que importa en la vida: belleza y juventud.


Dilatadas conversaciones sobre la belleza y el arte de vivir pero pocas quizás sobre la juventud "esa enfermedad que cura el tiempo" y esa puta (que uno no sabe muy bien cómo aprovechar ni cómo hacer sonrojar) a la que sólo puede vengar la muerte.


Lara Stone en Vogue USA
parece reluciente del sudor que se regalan los amantes, centelleante por el sol tostado de quien acaba de amar en un pajar, una especie de Guardian entre el centeno de Salinger revolcándose como una cría -lo que es- entre hierbas y días -más- felices y tras marcarse una carrera para tomar el té con Mamá y Tía Agatá justo después de perder la virginidad e instalarse en su cara esa media sonrisa del que sabe, del que está con los otros iniciados pero ellos aún no saben que él lo es y mira con la superioridad del traidor que se sabe malo y alto al mismo tiempo porque su delito aún no es cometido.
Y lo que nos gusta el aire de misterio.
El ...
_¿Qué has hecho querida Lara?
_Correr por los prados del cielo...

9 comentarios:

variopaint dijo...

Delicioso, Holly...

Un beso grande.

unrinconcitoenelmundo dijo...

Guau! Qué bien se lo ha pasado esta chica, ¿no? Una primera vez demasiado buena para mi gusto.
Saludos!

Holly Golightly dijo...

Variopaint. :) Gracias. Un beso

Unrinconcito. Nada es demasiado bueno. :) Un beso

Pau dijo...

El lado oscuro ejerce sobre quién lo elige una interesante perspectiva, ni mejor ni peor sólo diferente.
XXX Holly

Holly Golightly dijo...

Pau. Sólo interesante. Un beso

Sr Q dijo...

Porque el sexo en moda no lo ha tratado nadie como Ford, era un polvo lujurioso y sofisticado, y sin dejar a un lado el diseño, la comercialidad y un todo que lo hacia único. Y porque el sexo en modelos no lo ha tratado nadie como Stone, capaz de ser la más lasciva starlette, o como en esta foto, metamorfosearse en una dieciochoañera con rubor.

Holly Golightly dijo...

Sr Q. Tom Ford -que no es uno de mis diseñadores- es realmente un nuevo concepto. :) Lara Stone que tampoco es una de mis modelos, está hermosa en esa foto. Un beso

Anónimo dijo...

Pues Tom Ford sí es uno de los míos.
Lara también me gusta.

M.

Holly Golightly dijo...

M. Lo sé. Un beso